martes, septiembre 12, 2006

Estrellas (II): una cuestion sobre iconos lesbicos


Al hablar de iconos se me ocurre una pregunta que quizá marca la diferencia entre los chicos y las chicas a la hora de crear iconos y "santificar" estrellas.

En general se habla de dos modos en que un icono funciona para los chicos. Por una parte esta la estrella icónica. Hemos hablado de esto en la entrada sobre Joan Crawford. Otras son Garland, Dietrich, Saritísima y Lola de España. En estos casos, el espectador "quiere ser" o emular el icono. No hablo de querer ser Sara Montiel exactamente, sino de emular lo que "Sara Montiel" como personaje, era en sus películas. O el personaje que con escasas variaciones Dietrich representa en las seis películas de Sternberg. Hay cierta "identificacion". (Por supuesto muchos hombres consideran esto algo embarazoso y preferirían que no se hablase de ello demasiado, ya que "estereotipa" a los homosexuales y los feminiza, pero es parte central, al menos históricamente, de la cultura gay, y para demostrarlo aquí estamos las legiones de admiradores de Davis, Crawford y compañía)

El segundo modo es algo mas obvio, quizá menos relevante y tiene menos interés (aunque ya veremos algo al respecto). En lugar de querer "ser" el icono, uno quiere "abalanzarse sobre" el icono. Por decirlo de alguna manera. Ejemplos cada uno tenemos los nuestros, pero véase mi rapsodia adolescente sobre las carnes de Richard Gere más abajo como ejemplo.

Con las chicas no acabo de ver si esta distinción funciona. En mis paseos por foros lésbicos veo iconos, pero siempre son mujeres. Esto puede parecer lógico pero no refleja la distinción entre "querer ser" y "querer abalanzarse sobre". La distinción es borrosa y me gustaría que la comentaseis. Por ejemplo, imagino que la adoración por k.d. lang es de tipo "querer ser" y la de Angelina Jolie es más del tipo "querer abalanzarse sobre". Con Garbo de nuevo el primer tipo (?). Y quizá con Jodie Foster los dos. Fuera del cine, hay, sin duda miles de iconos (todos mujeres) que se plantean como dignos de emulación: Djuna Barnes, Bronte, Austen, Colette, etc. Pero no suele haber hombres. Y de nuevo no hay una relación erotica-visual.

En definitiva, existen iconos sobre los que os gustaria "abalanzaros" (y quiza el problema es que la pregunta esta mal planteada porque parece que esto de abalanzarse suena un poco a cosa de hombres) pero no se quiere, necesariamente ser. Y sobre todo me sorprende (no mucho, pero me parece interesante) que no tengais iconos masculinos, ni siquiera como objeto de emulacion. ¿Hay una subcultura lésbica de adoración de cierto tipo de hombre, simétrica con la subcultura masculina de adoración de mujeres (que por cierto ha sido criticada por el feminismo, pero a esto me referiré en otro momento)?

Así la pregunta (que ya digo puede estar mal planteada, a veces sucede) es ¿Tenéis contraejemplos a estas ideas? Hay actores (hombres) que tengan pedigrí dentro de la cultura lésbica? ¿Podéis citar más ejemplos de iconos que de alguna manera han funcionado como ejemplos a emular en vuestras vidas como lesbianas?

12 comentarios :

  1. si quieres sentirte como en casa pulsa

    Alt Gr + 241

    o bien

    Alt Gr + 209

    y a disfrutar de las eñes

    ResponderEliminar
  2. Hombre, que ya me han explicado esto muchas veces, pero es complicadisimo hacerlo cada vez que necesitas un acento. Lo que suelo hacer es cambiar el teclado, pero en este no se puede... (no se como hacer esto relevante para el tema que nos ocupa....)

    Alberto

    ResponderEliminar
  3. Conozco a una pareja de lesbianas que no se pierden ninguna película de Humphrey Bogart. No sé si van por ahí los tiros de este post.

    Y me arriesgo a dar un nombre para el cine español equivalente a Sara Montiel para los gays: Arturo Fernandez.

    Por favor, contradecidme.

    ResponderEliminar
  4. No es que haya tenido demasiado trato con lesbianas, pero por lo poco que he visto u oido, creo que son bastánte antagónicas a nosotros, los gays, no creo que tengan iconos masculinos, sus relaciones con los hombres las veo bastánte complejas y llenas de resentimiento, sólo hay que ver la desconfianza con que nos tratan, sabiendo que somos aliados, así que veo bastante dificil el hecho de que sientan impulsos de admiración hacia un hombre. Esto es mi opinión basada en mi experiencia, deberian ser ellas las que hablasen y dejar de ser tan reservadas.

    ResponderEliminar
  5. Sí, efectivamente. ¿Es este gusto por Humphrey Bogart compartido culturalmente? De lo contrario estamos en el terreno de gusto personal. Lo que me preguntaba es si el gusto por, digamos, Bogart, entre las lesbianas es algo que pueda dar lugar a complicidades, del mismo modo que, por ejemplo, el gusto de la Montiel o la Davis entre los hombres.

    ¿Arturo Fernández? Fascinante. ¿Puedes explicar? Me has dejado algo descolocado... Sería interesante reflexionar sobre qué tiene de icono gay Arturo Fernández. ¿Es algo que compartas? ¿Tienes una película de Arturo Fernández preferida? ¿Alguna que sea cripto gay? Interesadísimo por saber más.

    ResponderEliminar
  6. Creo que es cierto que las lesbianas carecen de iconos masculinos. Quizás porque los gays siempre hemos sido dados a estas cosas con mucho sentido del humor, algo de lo que, en líneas generales adolece el mundo lésbico. (Mientras nosotros hacemos "Priscila" ellas hacen "Go Fish" ;D)Tenemos que reconocer que la iconografía gay se basa en buena medida en un humor bastante particular, y bastante repudiado por buena parte de los homosexuales, normalmente aquellos que también rechazan la pluma.
    Meditaré sobre este tema. De momento ya he mensajeado a mis bolloamigas pidiendo ayuda.
    Lo de Arturo Fernández me ha dejado totalmente descolocado.

    ResponderEliminar
  7. Por acotar un poco lo que dice Pe-Jota. Entre mis amigas lesbianas no veo ningún resentimiento. Creo que hay gente que vive resentida y gente que no vive resentida. Entre los primeros, eso sí, hay un buen porcentaje de votantes del PP. De hecho el PP no sacaría escaños si no fuese por ellos (esto no significa, aclaro, que TODOS los votantes del PP vivan en el resentimiento, aunque oyendo a Zaplana y Acebes nadie lo diría). Supongo (aunque no es mi experiencia) que alguna lesbiana resentida habrá. En cuanto a la desconfianza.... hombre, si somos realmente honestos, razones hay para desconfiar. No es culpa nuestra, no es culpa suya, pero razones históricas hay para no creerse demasiado que a la hora de la verdad los hombres vamos a ser solidarios o comprensivos con otros modos de ver el mundo.

    Y seguro que individualmente hay lesbianas que admiran y emulan a actores (masculinos). Como las fans de Humphrey Bogart del amigo José L. Lo que me pregunto es si eso ha trascendido en términos subculturales.

    Albero

    ResponderEliminar
  8. Perdón, perdón, me refería a un icono para lesbianas equivalente a Sara Montiel para los gays.

    Es decir, considero que Arturo Fernandez "podría" ser un icono lesbiano, si es que mi trato con lesbianas durante muchos años me ha servido para comprenderlas algo.

    A ver si entra una chica y nos dice qué opina.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo7:28 p. m.

    Aquí una lesbiana horrorizada porque se pueda llegar a considerar a Arturo Fernández como icono lésbico (ya podíais haber escogido otro, josmíos). A partir de ahora eliminaremos a este hombrecillo como ejemplo y pondremos a alguno algo menos misógino, no sé, Vicente Parra, por seguir con el mismo lugar y la misma época.

    Como bien decís creo que entre las lesbianas esa distinción entre "querer ser" y "querer abalanzarse sobre" es bastante más borrosa, por lo menos en mi caso y en los círculos en los que me muevo, ya que (rompiendo estereotipos) parece menos frecuente la masculinización entre las lesbianas que la feminización entre los gays, por lo visto. O por lo menos, como también se ha dicho, más individualizada.

    Pasa lo mismo con la música y las legiones de gays admiradores de Britney Spears y Beyonce (¿por qué parece que todos los presidentes de los clubs de fans de cantantes femeninas son gays?).

    Vamos que, resumiendo, yo quiero ser Angelina Jolie y quiero abalanzarme sobre ella.

    Besitos,

    Silvia.

    PS: "pe-jota", no t'odiamos hombre.

    ResponderEliminar
  10. respuesta a lo de que las les no tenemos ningun icono masculino creo que es por que no admiramos a ningun hombre en todo caso a cualquier gay si ,no me importaria ser como bose o como bowie,pero nunca como rambo o como Richard Gere...mas bien algun tio como mas femenino creo que muchas lesbianas opinaran como yo.

    ResponderEliminar
  11. La Clemen1:54 p. m.

    No tengo icononos masculinos, aunque sí admiro a las mujeres que, sin dejar de ser mujeres, son muy "hombres". Explico. Me refiero a ser "hombres" pensando en esas mujeres que saben ser independientes, resueltas, que no se amedrentan ante casi nada. Es decir, hacer y comportarse como nos ha prohibido (al menos de manera pública) la sociedad, desde siempre.
    Por eso me gusta la Dietrich, la Davis, la Garbo, la Herburt, la Jolie, la Foster, la Roy (Esperanza), la Morales (Gracita), la Morgan (aunque me pese), la Rivelles.
    Para ser como ellas y en algunos casos rozarles la piel con mi mano.

    ResponderEliminar
  12. a.andthecinema5:52 a. m.

    Me uno a Maria de Cadiz.
    ¿Cómo puede convertirse Jack Sparrow en un icono? (alguien lo ha nombrado por ahí...) Quizá es que solamente me cae bien.
    Y madre mia!! Arturo Fernández?

    ResponderEliminar