viernes, septiembre 15, 2006

Sobre Brokeback Mountain y la recepción del cine gay

Teníamos que hablar de Brokeback Mountain en un momento u otro. Y veo que hay varios fans por ahí, así que me meto en este terreno pantanoso. Espero que los fans sean clementes conmigo. Lo único que trato de hacer es ir más allá del entusiasmo (bastante acrítico) que ha despertado esta película y relativizar un poco su impacto.

La mañana después de los Óscar, decepcionado por el resultado, me sumergí de cabeza en la blogosfera para encontrar un motivo, y lo que vi fue una serie de fans arrebatados proponiendo teorías conspiratorias. Y el caso es que sospecho que hasta cierto punto tenían razón, pero, seamos honestos: ¿Cuándo ha ido el óscar a la mejor película a una película realmente buena? Cielos, han ganado cosas como Bailando con Lobos, Una mente subnormal (o como se llamase aquello) o, el colmo, Paseando a Miss Daisy (¡El año de Haz lo que debas!). La cantidad de películas inanes que ganan óscars es brutal, y a pesar de que mi corazón estaba con Brokeback Mountain, Crash es mejor que una buena parte de las ganadoras en los últimos veinte años.

Lo importante aquí es que los seguidores de Brokeback Mountain eran gays y los comentarios en los blogs estaban hechos DESDE una perspectiva gay. Esto me parece interesante: los gays son, como los cristianos, los judíos, los ecologistas, un grupo que opina. Hace sólo diez años esto no habría tenido casi difusión. Brokeback Mountain era "nuestra" película, por fin una película sobre "nuestra" experiencia, de la que nos podíamos sentir orgullosos. Se consideraba (y algún post en esta página va por ahí) una película clave, innovadora, la mejor película gay de la historia y, para algunos, la película que iba a cambiar la representación de lo gay en el cine y que daría lugar a secuelas.

Hmmm.

Voy a dejar de lado el hecho de que, a diferencia de muchas otras "películas gays", Brokeback Mountain es espléndida. No sólo la factura es impecable, hay un tratamiento del espacio en términos simbólicos (para mí, Brokeback Mountain, el lugar, es una metáfora del armario), está realizada con gran inteligencia, con ideas, etc. Pero como digo, dejo esto de lado. Me centro en la cuestión del impacto, de la recepción.

Una pregunta menos tonta de lo que parece a primera vista: ¿Por qué se atribuye tanta importancia a Brokeback Mountain?

Hago una lista de algunas razones que habéis sugerido y que he ido recogiendo por ahí:

1. Por fin una película comercial de calidad que habla de la experiencia gay. Está bien porque es accesible a los heteros que así pueden conocer "nuestra experiencia"
2. Introduce la homosexualidad en un género, el Western, que solía ser muy hetero.
3. Los protagonistas son atractivos.
4. Habla de las relaciones "como realmente eran". Sin plumas o aspavientos. Después de todo, dicen por ahí, la mayoría de los homosexuales no tienen pluma, etc.
5. La representación de la homosexualidad es "revolucionaria" para el cine comercial: los protagonistas tienen una relación sexual, no se hace de ellos un espectáculo, etc.

Imagino que tenéis más razones, y estaría bien ir poniéndolas aquí.

Lo que a mí me parece es que ninguna de esas razones justifica el fenómeno de esta película. Desde 1983 llevamos oyendo periódicamente que hay una película gay que POR FIN (y esto es la clave) representa la homosexualidad como realmente es y va a normalizar a los gays en el cine comercial. Esto suele desembocar en una pequeña oleada que se salda con tres fracasos comerciales y un regreso al armario de celuloide. El impacto real de esta película se verá. De momento los intentos de volver a "tratar el tema" van mal y Hollywood siempre tiene un ojo puesto en la taquilla.

En cuanto a las razones de los blogeadores del mundo, hay contraejemplos de todas ellas.

1. Una película como Filadelfia ya hablaba de la experiencia homosexual (discriminación, despido, sida) y de la homofobia. Es verdad que se cubría las espaldas dando mucha importancia a Denzel Washington. Y Maurice era una película de amor con una trama muy cercana a Brokeback Mountain. Y es de finales de los ochenta.

2. Brokeback Mountain NO ES UN WESTERN (dice Alberto exasperado ante la unanimidad crítica). La crítica hetero y los armarizados no hacían más que enfatizar esto como para resaltar la innovación genérica. Pero es otra cosa. De hecho, para mí, la adscripción genérica es el melodrama. Como en las películas de Douglas Sirk (Sólo el cielo lo sabe), los personajes se enfrentan a una sociedad que no les admite. Así no tenemos a los gays como vaqueros, sino como protagonistas del melodrama sumidos en una situación que tiene que ver con sentimientos que sólo se expresan con gran dificultad. Mucho menos macho. Y menos raro.

3. Lo de que los protagonistas gays sean atractivos no es tan inusual. Citar otra vez Filadelfia y Maurice (películas que, matizo, me parecen bastante inferiores a Brokeback Mountain, pero también se hicieron hace mucho tiempo). Y por no hablar de Querelle. Nadie será nunca tan atractivo como Brad Davis en Querelle. Que además se presentaba con un homoerotismo (con una mirada homoerótica) que está ausente en la película de Lee.

4. La pluma no me preocupa en absoluto. Si queremos una normalización, será consiguiendo que tener pluma no lleve a discriminación. Odio esta idea de que la normalización sirva para planchar ciertos aspectos de la cultura gay. Algunos (muchos) tenemos pluma. Otros no la tenemos. Y DA IGUAL. Por lo demás, por supuesto ha habido homosexuales sin pluma en el cine comercial (Another Country, Magnolia, Su otro amor, Alex Karras en Victor Victoria, Fassbinder en La ley del más fuerte, Eusebio Poncela en La ley del deseo, por no hablar de Steve Guttenberg en Que no pare la música etc etc etc etc etc).

Por otra parte, El cine no tiene ninguna obligación de presentar las cosas "como son". En cualquier caso, para mí Trick, Miradas en la despedida, Los juncos salvajes, Compañeros inseparables, The Hanging Garden, por ejemplo, representan las cosas "como son" para algunos de nosotros. Una nota aquí: uno de los problemas no está en que no haya imágenes positivas de los gays en el cine. Desde los años noventa las hay a patadas. Pero los gays son bastante snobs al respecto y no van a ver "películas gays" porque "son malas" o porque "son limitadas". En cambio sí consumen bodrios como Misión imposible III, que probablemente "es buena" y "da una visión amplia de la vida". La paja en el ojo ajeno...

5. En el cine comercial ha habido varias representaciones normalizadoras de la homosexualidad (algunas se ven arriba). Cierto que pocas tan exitosas, pero esto nos lleva a pensar que lo que hace distinta Brokeback Mountain es su éxito, no un elemento intrínseco de la película. Yo creo que Dioses y monstruos era muy normalizadora. Y establecía una complicidad encantadora con los espectadores gays a partir de la mirada llena de inteligencia de Ian McKellen. Director gay, guionista gay, actor gay, perspectiva gay, personaje gay...

Por último, es verdad que los heteros han ido a verla se debe a varios motivos.

Primero, a que ya era hora. Es un signo de los tiempos que ciertas manifestaciones de la homosexualidad son aceptadas. PERO EN CIERTOS TÉRMINOS. Eduardo II hablaba de homosexualidad, pero en términos homoeróticos y políticos. Resultado, fue "guetificada" por crítica y público.

Segundo, a que la película llega hasta donde tiene que llegar para que no se asusten los heteros (que siguen sin parecer muy preparados para la cuestión homoerótica).

Tercero, a que la crítica ha enfatizado la "calidad", la "innovación de género" (el dichoso Western Gay), al tiempo que aseguraba que "esto no es cine gay, es simplemente buen cine" y tranquilizaba a los espectadores que aquello no era una arrebato activista. En el cine de Londres donde la vi, el programa aseguraba a la clientela de que era una película sobre "una amistad que dura más de veinte años". No vi ninguna crítica en un medio de amplia difusión que señalase "la homofobia" como el problema central de la película. Es, para ellos, una "historia de amor". Vale, tíos. El problema es lo cabrones que eran (son) los heteros homófobos, patológicos, etc, no "el amor".

Cuarto: la película acaba mal. Los homosexuales sufren. Parece cosa baladí, pero esto hace que las cosas vuelvan a su cauce al final. No es preciso, pero qué casualidad que la película de "tema gay" más exitosa tiene, como las menos exitosas, un final infeliz para los protagonistas. Y cierto que "las cosas eran así", pero bueno, en Sólo el cielo lo sabe también "las cosas son así" y Jane Wyman se queda con Rock Hudson.

Finalmente, no es una película subcultural en absoluto. No están invitando a los heteros a disfrutar de la cultura gay en términos gays. En términos de perspectiva, The Rocky Horror Picture Show era una película mucho menos conservadora y más rompedora que esta. Y es de 1975. O sea, de hace treinta años. Y también la ha visto mucha gente, entre ellos muchos heteros de mentalidad abierta, menos pacatos que aquellos cuyas sensibilidades Lee y su equipo "no querían herir". Creo que tendríamos que dejar de preocuparnos de una vez por las "sensibilidades" de los heteros.

No me crucifiqueis, estoy haciendo de abogado del diablo. Pero el tema que interesa es si somos tan acríticos con Brokeback Mountain por razones textuales (creo que no) o simplemente por su impacto, que es cosa externa a la película.

Por supuesto es muy bonita.

25 comentarios :

  1. the lone ranger10:01 p. m.

    No sé muy bien hacia dónde dirige su metodología de estudio, porque una vez más introduce a modo de miscelánea títulos que no se pueden equiparar unos con otros ni en el tiempo ni en su procedencia. La aportación formal y temática de "Crash " era mínima, ya es un género en si mismo,pues teníamos con anterioridad : "Gran Canyon"(1991); "Vidas cruzadas"(1993),"Magnolia"(1999),"American Beauty"(2000) o "Vidas contadas"(2001).

    La obra de Ang Lee contiene una mirada totalmente original y de una extrema sensibilidad que partía de un excelente guión y de un cuento no menos brillante; era una apuesta novedosa y de un gran compromiso social."Crash" era más de lo mismo, pero primó lo políticamente correcto y restarle el oscar a "BBM" fue una falta de cultura cinematográfica notoria. Nombra una serie de títulos que no recuerdo estuvieran nunca nominados a los oscars y la mayoría se trata de cine indepediente.

    "Brokebackmountain" es en sí la culminación a la carrera de un renombrado director que había sido ya galardonado(y sigue recabando premios) en muchos festivales de cine internacional y también gays.
    "Philadelphia" no la considero una película gay,en sí misma, sino un panfleto sobre la pandemia del sida. Fue una forma de concienciar a la población de la tragedia que vivía USA y el mundo, y al mismo tiempo, sirvió para librarse de un gran sentimiento de culpabilidad frente a la salida forzosa del armario que había vivido Hollywood, donde quedaba claro,como le decía en otro comentario, que el cine era y es una industria masivamente en manos de homosexuales: actores, fotógrafos,músicos, escenógrafos, guionistas y un largo ecétera.

    "The Rocky Horror Picture Show"(película ignota en España y el mundo latino) es un comedia musical de culto a la que acude un público que no ve en ella nada de homosexual sino una forma de diversión más o menos estrambótica.Tuve la oportunidad de asistir a varios pases en sesión golfa en Estados Unidos y los gays brillaban por su ausencia.

    En cuanto a que los homosexuales somos snobs y nos acudimos al cine de temática gay.Creo que tiene bastante desinformación al respecto:

    A) Da por sentado en este blog, cosa que de entrada ya es un mal principio para un trabajo de campo, que todos los homosexuales son cinéfilos como Terenci Moix, cosa bastante cuestionable.

    B) La mala distribución del cine gay hace que un gran número de películas sean totalmente desconocidas y cuando se estrena alguno casi todos sus espectadores son gays.Yo he visto todo Fassbinder con cuatro espectadores en la sala.

    C)La generación que ahora tiene entre veinte y veinticinco años desconoce la existencia de la mayoría de títulos que cita si, por desgracia,no conocen ni los clásicos del cine universal.¿Qué sabrán de "La ley del más fuerte" o "Teorema"?.
    Le saludo cordialmente.

    ResponderEliminar
  2. No se, pero a veces el cine gay y sus seguidores se muestran como panfletos cual marcha del orgullo. A mi en lo particular asumir esa perspectiva militante es lo explica gran parte del exito de Brokeback..., aunque hay otras razones y esas ya las ha anotado.

    Pero para mi condición gay, me dice más películas como "Solaris" de Tarkovski, que BrokeBack. La condición humana, de acuerdo, está sexuada, y es obvio que los gays tenemos problemáticas en un mundo heterosexual, pero aún en las cofradías gays, las exclusiones y demás fenómenos humanos se hacen presentes.

    Y este es un comentario al margen: siempre me va a sorprender que se hable de "comunidad gay". Nunca me voy a dejar sorprender que una orientación sexual origine comunidad.

    Afortunadamente yo no estoy en esa "comunidad gay".

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. X cierto, me tomé la libertad de incluirlo en mis links.
    Saludos de nuevo desde Ciudad de México.

    ResponderEliminar
  4. Bueno, tenemos debate. Me encanta, para eso está este blog.

    Gracias por sus comentarios tan meditados. Las cuestiones de recepción son siempre complicadas porque tenemos que buscar el punto medio entre opiniones que sólo pueden ser subjetivas y personales. Efectivamente, yo sólo puedo hablar de mis experiencias, de las emociones que me suscita el cine, que han sido muchas. Y el propósito de este blog es conocer otras experiencias, ver qué tienen en común: me embarqué en esto porque me permitía ser subjetivo, relativamente indisciplinado, y compartir ideas.

    Por partes:
    Lo que trataba de hacer en ese post era contextualizar el éxito de BBM, ponerlo en una perspectiva histórica más allá de sus cualidades intrínsecas. De hecho si había un aspecto provocador aquí era separar, o al menos pensar por separado, los aspectos subjetivos, estéticos y de recepción. Creo que es posible separarlos a la hora de reflexionar. El post se centraba en la recepción. Su mensaje de hecho confirma mis temores de que a los fans les cuesta adoptar una distancia crítica. Esto me parece fantástico, pero no es algo que yo pueda permitirme.

    En ningún momento, insisto, criticaba la película, pero creo que su recepción ha sido bastante fascinante como fenómeno, y merece atención. En esta línea, tampoco defendía Crash, aunque esto es irrelevante al tema de que hablamos. Simplemente digo, como paréntesis, que es un poco inocente pensar que los Óscars van a la mejor película de las nominadas. No suele ser así. Los óscars son los óscars. De hecho yo creo que no haber ganado es un mérito (aunque mis alumnos saben que aquel día di la clase con el corazón roto). Y sí, por difícil que sea de creer, las películas que menciono, todas peores que Crash (en mi opinión), ganaron óscars. Cielos, hasta Braveheart ganó un óscar. Su referencia a la "corrección política" me resulta escurridiza: piense que los partidarios de Crash (y otros) habrían aducido que lo políticamente correcto era premiar BBM. Siempre hay varios puntos de vista, y cada grupo en conflicto utiliza su propio concepto de corrección política para desautorizar al adversario.

    En este sentido, si trato de contextualizar la recepción, comprenderá que es lógico que saque a colación otras películas, todo lo distintas que se quiera, pero que hicieron cosas similares a BBM, con mayor o menor éxito. Y en muchos casos, pienso en Su otro amor, que fracasó en el 83, con grandes esperanzas por parte de los creadores. BBM es excelente, pero no incomparable. Se integra en una tradición, ya larga, de representación y recepción de la homosexualidad en cine, que no se produce siempre como una línea recta continua. Para mí es de gran interés reflexionar sobre lo que distingue la recepción de Su otro amor o Maurice de la de Brokeback Mountain. Por supuesto que son distintas en todos los sentidos, pero una parte del público potencial era el mismo, y no acudió a la primera y sí a las dos segundas.

    Hay un tema recurrente en este blog que no tengo claro y que creo que requiere más discusión: el de si en un estudio del cine gay hay que hablar de impacto en términos de número de espectadores (de su mensaje deduzco que esta es su perspectiva), en términos de experiencias personales, individuales (como hace la crítica psiconalítica), en términos de potencialidades (como creo que me gustaría hacer a mí) o en términos de estética. Como digo, no tengo la respuesta, y espero ir acercándome a alguna en los próximos meses. Este blog es, después de todo, un laboratorio, un espacio para experimentar con ideas. Se trata de ensayar propuestas, de estar abierto a debates.

    Acerca de sus comentarios sobre el número de espectadores en la sala de cine, simplemente decir que desde los ochenta gran parte del cine se ve fuera del cine: el video primero, y especialmente en DVD, hacen que películas en principio minoritarias puedan tener un público más o menos sustancia (por cierto, la versión en DVD de BBM con pantalla 16:9 se encuentra en Gran Bretaña, y en este momento está rebajada: la versión española corta la pantalla)l. Sobre Rocky Horror Picture Show, decir que mi experiencia es muy distinta a la suya (de hecho tengo planeado un post sobre esta película): la he visto en cines en España, en Gran Bretaña y en Estados Unidos, y las sesiones a menudo han sido muy animadas y llenas de gays. Sin duda la idea de "homosexualidad" de esta película es muy distinta a la que propone BBM . Pero tampoco creo que sea minoritaria. En fin, en este caso supongo que se trata de experiencias distintas, y lo ideal sería que hubiera más opiniones al respecto.

    Mi referencia (quizá desafortunada) al "esnobismo" de los gays no se refería a todos: efectivamente si no hubiera gays que ven cine gay no existirían festivales de cine gay, y no habría ninguna película gay. De nuevo hablo desde una perspectiva personal que es matizable, y que está ahí para ser discutida. Pero a veces sucede. Habría que ver hasta qué punto.

    Respondo a sus tres últimos puntos:

    A. POR SUPUESTO que todos los gays no son cinéfilos. No asumo esto en ningún momento. Ya me gustaría a mí. Pero, como dije en el primer post, creo que sí hay unas relaciones entre los gays y el cine que a menudo se han estudiado con poca participación por parte de los gays. Y lo que sí asumo es que los visitantes del blog están ahí porque tienen interés por esa afición al cine con cierta especificidad gay y que creen que esa experiencia es compartible. Para eso está.

    B. Hay que tener en cuenta los nuevos modelos de distribución del cine. La gente va menos a las salas, pero tiene más acceso a las películas que nunca. Hace veinte años yo tenía que esperar a que la película llegase a las salas o a la tele. Ahora, cuando quiero revisar algo, la compro en Play.com. Es maravilloso.

    C. Por lo anterior, yo no minusvaloraría a las nuevas generaciones. Lo digo como profesor y a partir de mi contacto con alumnos de cine y de otras especialidades. En algunos casos son reacios a ver películas "viejas". Pero tienen unas culturas cinéfilas sólidas y especializadas. Mucha gente en este blog conoce películas bastante raras, con limitada distribucion comercial, que yo desconocía. Esto me parece positivo. Es posible que no sea una tradición centrada en "los clásicos". No tiene por qué serlo. Pero los ejemplos que pongo son los que conozco. Evidentemente tengo que hacer un esfuerzo por salvar la distancia que me separa de los nuevos públicos, por lo que entiendo este trabajo como viaje, como proceso. No parto de saberlo todo. Pero quiero llegar a saber un poco más.

    Quedo a la espera de nuevas colaboraciones.

    Alberto

    ResponderEliminar
  5. Respondo a El Serch

    Bienvenido

    La cuestión de que hay un cine gay que realmente es limitado y parece que tenga una agenda simplemente política es un argumento legítimo. Aquí simplemente decir que no creo que BBM juegue esa carta, pero que efectivamente (esto se ve cuando uno pasea por la blogosfera) muchos de sus espectadores la han tomado como estandarte. Lo cual TAMBIÉN es legítimo: recordemos que la cuestión gay no ha abandonado del todo el campo de la política, del activismo. Es posible que en algún momento lo haga y sea una cuestión políticamente indiferente. Para mí, ese momento no ha llegado. Pero además de los aspectos políticos, el cine gay hace otras cosas. A todos nos gusta que "nuestra" experiencia aparezca en las pantallas. Una película como Desert Hearts, por ejemplo, hablaba de las dificultades concretas para el romance que encontraban dos mujeres. No son las mismas que las de un hombre y una mujer. A mí me gusta Esplendor en la hierba. Pero también Desert Hearts. Y entiendo por qué ha llegado a tantas mujeres. No es que el cine sólo deba hacer eso, pero está bien que algunas películas lo hagan.

    De nuevo de acuerdo con el segundo punto: no somos SÓLO gays, por lo tanto podemos encontrar cuestiones relevantes en otros tipos de películas. Tampoco somos espectadores pasivos, por lo tanto podemos leer y "sentir" situaciones que en principio no tienen nada de gay. A veces parece que se quiere poner el gusto en una caja, y el gusto debería ser personal, activo, etc.

    En cuanto a la palabra "comunidad", supongo que tiene razón. En sentido literal, no somos una "comunidad" como los mormones. Cada cual es cada cual y todo lo más cada uno es de su padre y de su madre. PERO aunque no "seamos" una comunidad estructurada compartimos áreas de experiencia y a mí me ha sorprendido mucho en esta vida ver cómo comparto una cultura con gente que vive lejos y en condiciones distintas y que eso que comparto se corresponde con una zona de mi vida que es la parte gay. En esa zona, grande o pequeña, sí somos una comunidad cultural, aunque estoy de acuerdo con usted en que sus límites son borrosos y variables. Creo que es cuestión de lenguaje, no un concepto absoluto...

    Un saludo y gracias por el link

    Alberto

    ResponderEliminar
  6. The lone ranger5:49 p. m.

    Respondo al Sr.Mira.

    Le rogaría, no ponga en mis líneas, ideas que no he escrito ni he expresado. En ningún momento, he infravalorado a los jóvenes ni a los menos jóvenes, sólo ponía en entredicho sus palabras que si ha dejado escritas "gays snobs" y mencionaba películas de accción que sí consumen mayoritariamante los jóvenes de hoy.Muy al contrario disculpaba a este sector de la población por la poca facilidad que tiene para recuperar títulos clásicos y lo poco que se preocupa los medios de educación(excepto el MCF que ha creado asignaturas de la historia del cine desde la primaria tanto teóricas como prácticas) para dar a conocer autores y títulos celebérrimos.No todos los jóvenes, de hoy en día, pueden permitirse comprar en la web que usted cita y menos en tiendas especializadas. Incluso muchos títulos ya están descatalogados y no editados en dvd;si usted tiene "Mauvaise conduite"(1984) de Néstor Almendros, le agradecaría me lo haga saber.
    Y sobre los de los nuevos formatos de soporte y visionado de cine, no es incurrir en el "descubrimiento de un Mediterráneo", se dejó fuera el cine comprimido y las películas que por internet se bajan a diario.Alumnos con conocimientos y pontencialidades extraordinarias los tenemos en todos los medios docentes pero suelen ser los menos.Espero que llegue un día que sean los más.En torno al cine homosexual y su análisis psicoanálitco ya existe una bibliografía ingente que espero sea de su utilidad.
    Muchas gracias, por su atención
    Le saludo cordialmente.

    ResponderEliminar
  7. EL CONTRAATAQUE DE LOS FANS (jejeje)

    Me resulta sencillamente imposible hablar de modo objetivo de esta obra maestra del cine mundial, por lo que leo tus comentarios con una sonrisa.

    Llevo 25 años viendo TODAS y CADA UNA de las peliculas de tematica gay, he visto cosas buenas, malas, regulares, pero lo unico en comun entre todas ellas es que LAS HE VISTO SOLO YO Y CUATRO GATOS MAS.

    La diferencia con Brokeback es que de ésta última puedo hablar con mi jefe, mi vecina, mi sobrina de cuatro años, el portero, etc.

    Y la diferencia es que Brokeback M es una película bellísima, para mi una de las mejores de la historia del cine, acabe bien o mal (y eso de que acaba mal, es muy relativo, que ya nos gustaría a muchos que la persona amada guarde nuestra camisa en un armario con el cariño con el que Ennnis del Mar guardaba la de Jack)

    Ademas, suponiendo que acabe mal, el espectador no sale del cine pensando, acaba mal porque son gays, sino que dice, acaba mal porque la sociedad es un asco.

    ResponderEliminar
  8. Y no me resisto a dejar el enlace a la escena con la que siempre soñé y que por fin vi hecha realidad:

    http://youtube.com/watch?v=yi6i8bfwV-w

    ResponderEliminar
  9. Ufff Mucha lectura para tan poco tiempo. Me gustó este post y subscribo lo dicho por Alberto :-)

    ResponderEliminar
  10. Yo la teoría que tengo sobre BBM es que conectó con tanta gente y se hizo fenómeno mediático porque conectó con la parte de SOLEDAD que mucha gente tiene muy dentro de sí (o ha tenido en algún momento de su vida, osea su BBM), ese nerviosismo en la distancia por alguien que te gusta, el amor prohibido. En la década de los 40 siempre les quedaba París, hoy en día siempre nos quedará Brokeback Mountain.

    ResponderEliminar
  11. (profundo suspiro)

    Tranquilos, de verdad, que no era un post ANTI BBM. Cuánta sensibilidad, por dios. :-)

    Me hacéis sentir como ante un tribunal macartista declarando no sólo que amo profundamente esta película sino que además todos mis amigos y conocidos la aman y de hecho si, por un azar, supiera de algún conocido, aunque fuera de paso, que cuestionara en lo más mínimo la película, lo repudiaría, lo delataría, le pondría arsénico en el café. Pero es lo que tiene la cosa fan. Esto no quita para que tenga que racionalizar las cosas, tratar de explicarlas, etc. (De todos modos, a mí me gusta mucho Mary Poppins, pero la verdad es que soy comprensivo hacia quienes no soportan la visión de Julie Andrews).

    Efectivamente, la película tocó un montón de fibras sensibles. Lo de "historia de amor que acaba mal" de nuevo lo sacaba a colación por la perspectiva histórica. Ni quita ni añade mérito el hecho de que acabe mal.

    También os diré que el público del cine de Londres en que la vi consiste sobre todo en jóvenes heterosexuales que van con sus novias. Es decir, esta película de alguna manera llegó a ese tipo de público. Y habría sido difícil que una historia con más homoerotismo o en la que Jack Twist "se realizara" como gay hubiera colado con esta gente. Es una sospecha. Por lo que he podido leer, era también la sospecha de algunos críticos gays americanos. El homoerotismo "explícito" habría producido un rechazo que habría convertido esta película en intolerable para los adolescentes homófobos.

    Y esta es mi siguiente pregunta, relacionada con algunas ideas que me rondan la cabeza: dejando de lado las indiscutibles virtudes de la película (ejem!) ¿creéis que de alguna manera puede contribuir a cambiar mentalidades? (y, vale, de acuerdo que el cine no tiene por qué cambiar mentalidades, que el cine es cine, que las emociones son emociones, que una película no es un panfleto, todo esto de acuerdo, pero aunque sólo sea como hipótesis, me gustaría saber qué pensáis al respecto)

    ResponderEliminar
  12. Bueno, anda, te perdono, alguien tiene que hacer de abogado del diablo. Es duro defender lo indefendible. Yo adoro películas como Maurice, Los juncos salvajes, Los chicos de la banda, Drôle de Félix, The fruit machine, Un chant d'amour, Zero en conduite, Retorno a Brideshead, Otra historia de amor, Parting Glances, Compañeros inseparables y cualquiera de éstas es tan buena como Brokeback M, y podría haber sido una Brokeback en potencia. Pero le ha tocado a ésta, que ha llegado tarde, pero nunca es tarde si la dicha es buena.


    ¿cambiar mentalidades?
    dificil pregunta, tendrá que responder algún historiador de la escuela de Annales si es que queda alguno vivo.

    ¿cambiar vidas? Sin duda. Conozco (quizá por mi blog elputojacktwist) al menos 20 casos en que esto ha sido así, fundamentalmente entre hombres casados con una mujer y con una relación homosexual secreta.

    De lo que no me cabe la menor duda (desgraciadamente) es que esta película ha hecho más que 30 años de lucha en los colectivos (y que coste que yo soy de los que ha luchado)

    ResponderEliminar
  13. Me tomo la libertad de copiar la clasificación que hizo un amigo (Gálata-Madrid, espero que sepas perdonarme si lees esto)
    Espero que lo disfruteis


    Este sábado un amiguete mío me preguntaba en que género se podría encuadrar Brokeback Mountain, ¿es un Western?, ¿Un Drama?, ¿Una Comedia?, ¿Genero Romántico?, ¿Biografico?, (El chaval no tenia muy claro si estaba basada en una historia real o no), ¿Qué es?.

    Yo, (listo de mi...), dándomelas de autentico experto en la materia, le respondo sin dudar: “ES UN DRAMA”. Y me quede tan ancho... Esa misma noche decidí darle una miradita a la película, para recordarla..., (ventajas del Emule...), ya que desde donde estaba no podía acceder a Internet para leeros... Y descubrí la cruda realidad... NO ES UN DRAMA. (Lo cual es una desgracia, por que ya me contareis que me pongo yo ahora para llorar desconsoladamente, como no me ponga Bambi...)

    ES UNA COMEDIA ROMÁNTICA. Pero os lo voy a demostrar.

    Un Western, obviamente no es... Primero por que faltan los Indios, (bueno... faltar no faltan, pero el que sale se llama Aguirre y no lleva plumas, aunque ganaría mucho si saliera con la cara pintada...). Y además, fundamental para ser Western, siempre hay un protagonista bueno buenísimo y uno o varios antagonistas malos malísimos, y aquí tenemos dos protagonistas que “están muy buenos”, (que no es lo mismo), y algún que otro cretino si que hay, pero no se le puede calificar de malo malísimo.

    Una Comedia pura, va a ser que no... y Biográfico no es, y menos mal... mas que nada por que me imagino que si hubiera sido biográfico, la casa-coche de Ennis del Mar seria hoy mas visitada que el museo del Louvre...

    Un Drama, la opción mas lógica, me temo que tampoco. Ahora entenderéis porque.

    El genero Romántico tiene un esquema clásico y básico que siempre se cumple... es decir:
    1º Chico conoce Chica (Cuando Harry encontró a Sally),
    2º Chico pierde Chica (Buscando a Susan desesperadamente) y
    3º Chico recupera Chica (Dirty Dancing).
    Con el paso de los años, este esquema se fue modificando y ampliando, cumpliendo siempre estos tres puntos; Por ejemplo:
    1º Chico conoce Chica,
    2º Chico pierde chica,
    3ª Chico recupera Chica,
    4º Chico se muere. (Titanic).
    O esta otra variación... (muy curiosa)
    1º Chica se muere,
    2º Chico conoce chica,
    3º Chico se casa con chica,
    4º Chica que se vuelve a morir (Love Story).
    Para rizar el rizo...
    1º Chico que no conoce chica,
    2º Chico que pierde chica, y eso que ni la conoce,
    3º Chico que se da por enterado y recupera chica. (Tienes un E-Mail y/o Algo para recordar, Hanks y Rayan se ha especializado en eso..)

    El cine Romántico Clásico es genial...
    1º Chico conoce chica,
    2º Chica pasa de chico y se casa con otro, aunque esta enamorada de un tercero,
    3º Chica que enviuda,
    4º Chica que se vuelve a casar con otro distinto aunque sigue enamorada del tercero,
    5º Chica que vuelve a enviudar,
    6º Chica que se casa por tercera vez y esta vez con nuestro Chico,
    7º Chico que, después de tres horas de película, manda a la Chica a hacer puñetas. (Lo que el viento se llevo)

    Más opciones,
    1º Chica conoce Chico,
    2º Chica conoce otro Chico,
    3º Chica conoce a dos mas,
    4º Chica conoce a Chico y Chica,
    5º Chica conoce a otro chico mas,
    6º Chica que se reencuentra a la vez con todos los anteriores (La protagonista de estas suele ser Ciociolina...o en caso masculino Rocko Sifredi)

    Como podéis ver variaciones de películas románticas hay como colores para los gustos...

    Como decía el género Romántico se puede dividir en dos sub-géneros; La comedia Romántica, y el Drama Romántico o Melodrama. Ahora pensareis, “entonces Brokeback es un Melodrama”... Pues No.
    Para ser un Melodrama tiene OBLIGATORIAMENTE que cumplir los siguientes 5 puntos...
    1º Chico Conoce a Chica. (Asi empiezan casi todas)
    2º Chico se casa con chica, a pesar de que no pegan ni con cola... (No son mi Hija)
    3º Chico pierde Chica, normalmente porque uno de los dos se muere. (Magnolias de Acero)
    4º Al que queda vivo, o le embarga hacienda o le quema la casa el Ku Kux Klan. (En un lugar del corazón)
    5º La tiene que protagonizar Sally Field.

    Como no recuerdo a la Field en los Títulos de Crédito, Brokeback no puede ser un Melodrama...

    Teniendo en cuenta que la principal norma de la Comedia Romántica (de las BUENAS Comedias Romanticas, se entiende...) es que uno sale del cine siendo mejor persona de lo que era cuando entro... No queda otra... Brokeback Mountain, ES UNA COMEDIA ROMÁNTICA.

    Siento haberme enrollado tanto. Besos a Todos / as.

    ResponderEliminar
  14. Me sumo al contraataque de los fans(más risitas).

    Hola, soy brokealcohólica. Soy mujer. Soy hetero(de momento al menos).
    Por lo tanto objetiva no puedo ser. Pero sí decirte, Alberto, que me ha resultado asombrosa tu afirmación de que los seguidores de BBM eran gays y su perspectiva es gay. Realmente me gustaría pensar que las perspectivas vienen de las personas y no de las condiciones sexuales, pero esto sería tema de otro post. Suponer, o afirmar que los seguidores de BBM son gays es eliminar a miles de fans en todo el mundo que no somos gays y nos hemos enamorado de una película que muestra el amor entre dos personas que por ser hombres sufren la tremenda opresión derivada de ello.
    Si por algo toca la fibra más honda(a los que nos la toca) es como ha dicho Patefua porque nos ha enfrentado con nosotros mismos y nuestra soledad. ¿Cambiado mentalidades?, podría presentarte a más de un hombre y de una mujer a los que les ha dado la vuelta en ese sentido.
    ¿Cambiar vidas?, amigo, si entras en la página "Brokeback Mountain.es" y te das una vuelta por los comentarios de Brokealcohólicos, las tres hogueras u otra cualquiera verás a cientos de personas, de toda condición, gusto o vivencia sexual, edad, procedencia, cultura a los que BBM nos ha cambiado la vida, el horizonte y el interior. Y si sigues por los blogs adyacentes, tal el putojacktwist, la montaña de la espalda quebrada y los demás, verás hasta qué punto hay gente afectada.
    ¿Que podría haber sido otra peli, un cuadro o un tema musical?. Pues sí, pero le ha tocado a BBM y no es casualidad. A las condiciones cinematográficas que no voy a explicar porque tú lo has hecho muy bien, se añade una historia de amor desesperado e intenso, con el aliciente de lo prohibido y la atracción de la tragedia final. Tragedia que podemos relativizar con el inmenso amor que se profesan durante 20 años y la certeza de su continuación de por vida en Ennis del Mar.
    Y el hecho de denunciar tan claramente la injusticias que se cometen aún hoy por discriminación sexual es uno de los temas más importantes del filme, posiblemente el que hace que para muchos gays sea bandera, pero tambien hace que para muchas personas no gays lo sea también.
    De paso recomendar la lectura del relato, una belleza de texto, que resulta imposible de separar de la peli una vez que lo has leído; en pocas ocasiones un texto llevado a la pantalla se entrelazan, complementan y asumen con tanta elegancia, tanta agudeza e inteligencia. El señor Ang Lee es un maestro, cosa que ya había demostrado anteriormente.
    Como he dicho, no soy objetiva no lo pretendo, pero creo que BBM es una peli de amor con mayúsculas entre dos personas capaces de amar con mayúsculas.
    Añadir que en mi entorno cercano la han visto mis hijas y les emocionó, mi marido varias veces, mi madre y mis tías y salieron llorando del cine, mis amigos y amigas y a nadie ha dejado indiferente. Y no todos son gays. Y si la finalidad del arte es emocionar y no dejar indiferente, entonces BBM es una obra de arte.
    En fin, como ves mi fibra está más que tocada para siempre.
    Soy brokealcohólica, qué se le va a hacer.
    Un saludo a los amigos y a los demás.

    ResponderEliminar
  15. la oveja rosa de bbm9:49 p. m.

    Si encuentras en youtube otra película gay que tenga este tributo me lo dices y después hablamos:

    http://youtube.com/watch?v=VtTK4AhCl2U&mode=related&search=

    ResponderEliminar
  16. Hola Pon

    perdón si sonaba como que excluía a alguien. No se trataba de eso: aquí todo el mundo es bienvenido y todas las opiniones valen (aunque el tema es cine gay). Más que nada deformación profesional: estoy tan metido en la cuestión del proyecto sobre los gays y el cine que me limita un poco la visión. No es que asuma que sólo a los gays les gusta esta película.

    De verdad agradezco vuestros comentarios y que tratéis de convertirme, pero os aseguro que no hace falta, de verdad. ;-) Insisto: no hablaba de la película, sino de su recepción. Intentaba explicar la recepción.

    De lo que no me cabe duda para nada es que la película ha creado aquí también un grupo de seguidores entregadísimos. Lo mío con Ricas y famosas se queda en un mero capricho de tarde de domingo comparado con la admiración épica que suscita esta película.

    En serio, un día haremos un post sobre la película en sí. De hecho, ya que estamos, los comentarios aquí me interesan mucho porque responden a una de las preguntas de este blog: ¿Cómo vemos cine? ¿Qué tipos de reacciones suscitan las películas? Y ¿por qué nos influyen determinadas películas? Lo que no esperaba era la avalancha aquí, ya que estaba tratando de sugerir ideas sobre un fenómeno muy concreto...

    Intentaría sacar conclusiones, pero es tarde y si lo hago sin meditarlo antes veo que puedo herir sensibilidades. Así que mañana más.

    Y gracias por los cuestionarios que van llegando.

    Un saludo

    Alberto

    ResponderEliminar
  17. Y una cosa más: de la manera que he planteado este blog, POR SUPUESTO nadie tiene por qué renunciar a la subjetividad. Me gusta pensar que la suma de subjetividades llegará a decir algo sobre el modo en que se lee cine.

    Ahora sí, buenas noches

    Alberto

    ResponderEliminar
  18. Hola Alberto, gracias por tu aclaración, y me alegro que no haya exclusiones(me hacen saltar del asiento).
    Je, lógico que parezcamos misioneros pero no, solo es que la subjetividad nos puede. Si te sirve de algo para tu tema, pues estupendo.
    Y no te preocupes de sensibilidades, si nos llegas a pillar en febrero otro gallo cantaría, pero los brokeadictos ya nos hemos acostumbrado a que nos digan de todo y las opiniones son todas respetables.
    Espero tu post al respecto con curiosidad.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  19. Hombre, la verdad es que me pareció del todo sorprendente el auge que se le dió previa y posteriormente a su estreno, creo que básicamente se debe al afán publicitario de mercadeo, como sucede con los libros, que los más vendidos en gran medida suelen ser los peores y de menor calidad. Esta película no es más que un suma y sigue de lo que ya se ha hecho anteriormente, pero que ha llegado más masivamente a un público heterosexual, lo cual cumple una función que encuentro muy practica, maltrecho de que no sea algo innovador, como casi nada de lo que proyectan en el cine últimamente, al menos en las salas de cine comerciales. Considero además que es una película demasiado lenta para lo que realmente quiere explicar, y que sus situaciones son escasas, son escasas los encuentros y la pasión entre ellos. De hecho, tuve la impresión de que en cierto modo la trama estaba forzada, el amor entre ellos no surge con naturalidad ni de una forma progresiva, en un momento de la película, te encuentran que ya se están amando, lo que me resulta algo increible la verdad, es como si hubiesen hecho un corte en todo el coqueteo previo. Y después, esa escena brutal en la que ya uno le da por el culo al otro así por las buenas, sin usar nada, que se la meta así como si fuese un coño, me parece también bastante irreal, algo que no me parece propio de una película que quiere mostrar una realidad, la verdad. Sabiendo además que parecen ser dos personas completamente inexpertas. Creo que más una historia de amor entre dos personas que no pueden amarse por las circunstancias sociales y por su propia limitación y necedad, y la falta de voluntad de largarse de ahí, vamos creo que ha conseguido más bien que la película muestre un amor idilico que vive de sueños. pero es bonita.

    ResponderEliminar
  20. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  21. Por cierto, se me olvidó decir ya que has comentado sobre Philadelphia, que se escucharon rumores, no sé si son ciertos pero sí me han llegado, de que la película para que finalmente llegara a los cines se le puso la condición de que al final de la película el protagonista tenía que morir.

    ResponderEliminar
  22. Anónimo9:22 p. m.

    jolines con la peña, tiene esta peli endiosada.

    vale, la pelicula es buena, pero decir qhe ha hecho mas que 30 años de lucha de los colectivos!!! Si, espera, estoy viendo como todos los gobiernos de los paises donde se ha estrenado han aprobado el matrimonio homosexual y leyes contra la homofobia. Claro.

    Por favor, midamos lo que decimos.

    Hay un hecho emotivo tan fuerte alrededor de esta peli que pareciera que no se puede criticar. Y, bueno, es criticable. Es una peli gay, sin duda, pero como dijo Alberto, es una pelicula gay que acaba mal, es una pelicula gay donde los gays sufren y mueren, que es el papel que dios les ha dado en este mundo.

    ES una pelicula que permite a los heteros ir al cine, lloriquear un rato y salir del cine con la conciencia tranquila, puesto que la discriminacion a los gays no es presentada como algo de lo que sean responsables, sino como una fuerza del destino.

    Los heteros no quieren responsabilidades, no quieren acusaciones, no quieren ver al niño que se muere de hambre en la tele. Queiren ver una historia de amor que, mas o menos, tenga relacion con sus historias de amor. Y una vez salgan del cine, si no son gays casados en el armario, seguiran pensando lo mismo que pensaban al entrar, que lo de ser gay es algo malo, que los culpables son ellos por engañar a las mujeres y que ser gay es un "estilo de vida" negativo (esto para los yankis).

    En fin. Mucho BBM pero al final estamos donde siempre: no le digas las verdades a la cara a los heteros, no vayan a darse por aludidos.

    Trimegisto

    ResponderEliminar
  23. Nevermore: esto es algo que ha planteado el propio guionista (gay) de Filadelfia. Pero yo creo que no hablaba de presiones, sino de posibilismo. Le convencieron de que la película sería más asimilable, llegaría a más gente y por lo tanto tendría mayor impacto si terminaba con la muerte de Hanks.

    Trimegisto: no hace falta decir que, después de lo dicho, comparto tu punto de vista. Hay que distinguir entre que una película sea buena o mala y su impacto real. Ya veremos si BBM realmente sirve para cambiar las cosas. Pero yo creo que NINGUNA película tiene un impacto tan brutal. Se me hablan del conjunto de películas (es decir, si de repente empiezan a aparecer alternativas a la homofobia de manera sistemática) podemos tener una discusión. Pero una película nunca cambia las cosas. En algún caso puede empeorarlas: en ciertos lugares de la América profunda BBM puede haber contribuido a exacerbar la homofobia o sus manifestaciones. Y, por otra parte, cierto, no creo que la gente vaya a BBM y corra a Chueca a iniciar una campaña "Abrace a un Aay". La gente homófoba se queda igual y la gente que no es homófoba también.

    Insisto, una cosa son las cualidades intrínsecas de la película y el impacto emocional que a nosotros nos puedan producir, otra sus efectos sociales y el tratamiento de la película en el mundo real. Creo que no nos hacemos favores atribuyendo a una película (cualquier película) más impacto del que tiene.

    Y, por volver a sacar el tema, sospecho que una película como Filadelfia, mucho más hetero, mucho más conservadora, más floja, con muchas más concesiones, es posible que contribuyera más a cambiar cosas (aunque mis esperanzas son, en general, limitadas): se centraba en un tema concreto que debatía de manera didáctica, era un problema contemporáneo, que estaba en el centro de la narrativa. El impacto y la calidad no tienen nada que ver. Hay películas malas con gran impacto y películas buenísimas que la gente va a ver pero que no cambian vidas.

    ResponderEliminar
  24. Anónimo7:54 p. m.

    y las tias??

    ResponderEliminar
  25. No acabo de entender la pregunta: ¿te refieres a la actitud de las chicas ante Brokeback Mountain? ¿A la relación de las lesbianas con el fenómeno Brokeback Mountain? Lo mejor sería que alguna chica comentase algo al respecto. Lo único que sé es que es una película que gustaba a las chicas heterosexuales según leo: eran ellas las que arrastraban a sus novios al cine, en EEUU y en GB. Pero ya te digo, si especificas algo más a qué te refieres....

    Un saludo

    ResponderEliminar